miércoles, 19 de febrero de 2014

Solo tú

Tú eres la razón por la que sigo adelante sin mirar al pasado. La razón por la que vivo el presente. Por la que he sonreído cuando me apetecía llorar. El único que conseguía calmarme con sus abrazos. El que nunca me juzgó. Tú me has cambiado. Tú me has hecho feliz.
Tú, con tus perfectas imperfecciones... Tú me has enamorado.