viernes, 4 de julio de 2014

Summer change

Este verano va a ser mi verano. Porque este año he decidido que las cosas cambien y esta vez, lo harán.
No pasaré las tardes en la piscina para buscarte. No malgastaré mi tiempo en esperar una simple mirada que nunca llega. Estoy cansada de apostarlo todo por ti y que tu te dediques a jugar conmigo. Supongo que mi error estuvo en dejar que te dieses cuenta de que me importabas.Desde entonces nada volvió a ser lo mismo. Se acabaron las miradas cómplices. Ya no sonreías al verme, ya no nos teníamos el uno al otro sin saberlo.
Desde entonces todo fueron sonrisas compasivas.
Me cansé de esperar un simple gesto, algo que me convenciese de que seguía siendo una pequeña parte de tu vida.
Ahora todo eran gestos destinados a conseguir que mantuviese el interés por ti. Te gustaba sentirte importante, admirado por alguien, sentir que yo siempre estaba detrás, en segundo plano, esperando a que te apeteciese hacerme caso. Lo que no veías era que yo lo habría dado por todo por una mirada más, por que me dejases estar a tu lado, por tener la oportunidad de demostrarte quien era.
Decidiste aprovecharte y jugar conmigo.
Aún sigues pensando que este año será lo mismo, ¿ verdad ? Pues este año quizás te sorprenda. Porque no seré yo la que me acerque, la que sacrifique sus días.
No te encontrarás con mi mirada y te reirás cuando me sonroje.
Me pregunto cómo te sentirás entonces. Quizás te de lo mismo, pero creo que en el fondo te dolerá.
Quien sabe, a lo mejor algún día te darás cuenta de que te equivocaste.
Quizás algún día desearás haber conocido un poco mejor a aquella chica que te dedicaba las mejores de sus sonrisas.
Hoy me he dado cuenta de que sueños hay muchos y tiempo muy poco, así que prefiero dedicar el mio a alguien que me valore.